Fundación Jóvenes por los Derechos Humanos
El 6 de abril, la Organización de Naciones Unidas reconoce el potencial del deporte en la creación de un entorno de tolerancia y comprensión, que ayude a promover la paz y el desarrollo.

La selección de esta fecha en particular es con motivo de conmemorar la inauguración de los primeros Juegos Olímpicos en el año 1896 en la ciudad de Atenas en Grecia.

El Día Internacional del Deporte para el Desarrollo y la Paz hace parte de la intención de la organización mundial para ver cada vez más caminos para llegar a las metas planteadas entre los Objetivos de Desarrollo del Milenio, plan ruta de la ONU. El deporte puede promover la cooperación, la solidaridad, la tolerancia, la comprensión, la inclusión social y la salud en los planos local, nacional e internacional. Sus valores intrínsecos como el trabajo en equipo, la justicia, la disciplina, el respeto por el adversario y las reglas del juego son entendidas por todo el mundo y se pueden aprovechar en el avance de la solidaridad, la cohesión social y la convivencia pacífica.

La práctica del deporte es una herramienta para acercarse a una vida más saludable. Hacer ejercicio ofrece mucha más auto satisfacción a las personas, además de que se evita el sedentarismo que cada vez cobra más vidas de personas jóvenes.

Con este Día Internacional, se quiere invita a los Estados, a las Naciones Unidas y su Oficina sobre el Deporte para el Desarrollo y la Paz, las organizaciones internacionales competentes, las organizaciones deportivas internacionales, regionales y nacionales, la sociedad civil, incluidas las organizaciones no gubernamentales y el sector privado, y todos los demás interesados pertinentes a que cooperen y creen conciencia al respecto.

¡Compartí este artículo!